lunes, 4 de abril de 2016

Primer ministro de Islandia se retira de entrevista al ser cuestionado de los "Panama Papers"



El primer ministro de Islandia, Sigmundur David Gunnlaugsson, se molestó cuando, en medio de una entrevista, un periodista le cuestionó sobre sus supuestos vínculos con firmas opacas en Panamá, su primera reacción fue levantarse y abandonar la sala donde hablaba con un medio de comunicación.

"No sé cómo funcionan estas cosas pero todo está declarado en los impuestos desde el comienzo", son las últimas palabras que ofrece el funcionario islandés antes de levantarse y dejar la sala de la conferencia.

El periodista intenta, infructuosamente, hacer más preguntas relacionadas con el tema que Gunnlaugsson no responde con claridad absoluta.

"Está volviendo sospechoso, algo que no es sospechoso. Que está tratando de inventar, esto es totalmente inapropiado", menciona el primer ministro y acto seguido se retira.

Este lunes, Gunnlaugsson compareció de nuevo frente a los medios de comunicación y otra vez, fue cuestionado de si iba a pedir perdón por haber recurrido a un paraíso fiscal.

Gunnlaugsson aprovechó esa pregunta para decir que tenía que disculparse por su actuación el domingo ante las cámaras de televisión, al abandonar una entrevista en la que se le estaba preguntado precisamente por esa empresa.
Asegura que no renunciará

El primer ministro de Islandia, descartó este lunes dimitir por los denominados “papeles de Panamá”, que han revelado que junto a su esposa tuvo una empresa en un paraíso fiscal, mientras los principales partidos de la oposición abogaron por un adelanto electoral.

Según recogen los medios locales, Gunnlaugsson aseguró a la televisión islandesa que no ha considerado dejar el cargo y apostó por agotar la legislatura para que los electores muestren su parecer en los próximos comicios, previstos para la primavera de 2017.

Los “papeles de Panamá” , difundidos por diversos medios y el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por su sigla en inglés), muestran que Gunnlaugsson y su esposa, Sigurlaug Pálsdóttir, eran dueños de una sociedad de Islas Vírgenes Británicas llamada Wintris, que tenía casi US$4 millones en bonos en los tres principales bancos islandeses, que se hundieron en la crisis de 2008.

Gunnlaugsson, líder del Partido Progresista, entró en el Parlamento islandés en 2009 y a finales de ese año vendió su 50% de participación en Wintris a su esposa por US$1.

El primer ministro insistió en que en ningún momento ni él ni su mujer hicieron uso de esa firma para evitar pagar impuestos en Islandia.



AG/ PMNEWS

0 comentarios:

Publicar un comentario

¡ PARTICIPA, TU OPINIÓN ES IMPORTANTE PARA NOSOTROS!...
No se aceptan los comentarios ajenos al tema, sin sentido, repetidos o que contengan publicidad o spam. Tampoco comentarios insultantes, blasfemos o que inciten a la violencia, discriminación o a cualquier otro acto contrario a las reglas de PMNEWS
Los comentarios no reflejan la opinión de PMNEWS
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos que no se ajusten a estas normas.