miércoles, 21 de enero de 2015

Evo Morales es investido como líder de los pueblos indígenas



El presidente Evo Morales fue investido este miércoles en la ciudad milenaria de Tiawanaku como líder de los pueblos indígenas de Bolivia, durante una ceremonia ancestral que precede su toma de posesión oficial ante el Parlamento.

Con este acto, los jefes indígenas locales y de diversas regiones de Latinoamérica proclamaron a Morales como su guía espiritual y político.

La ceremonia empezó a las 09.00 locales con una "limpia" al Mandatario. Fue vestido con el traje indígena en el museo Lítico y luego se trasladó, escoltado por los amautas, hasta el templo de Kalasasaya, donde fue ungido en medio de incienso y rituales como líder indígena. Recibió dos cetros de mando con motivos ancestrales, según detalle diario La Razón.

El vicepresidente Álvaro García y delegaciones oficiales de diferentes países y organismos internacionales participaron de la ceremonia, que se realiza desde el 2006, en la primera gestión del mandatario.

En su discurso que inició en aymara y continuo en castellano dijo que es "tiempo de un gran parto, parto de la esperanza, de la unidad, de la armonía, de la felicidad y de nuestra filosofía de vida".

Hizo un recuento sobre políticas de exterminio de indígenas y apuntó que "a pesar de tanto sufrimiento y masacre, nunca nos hemos rendido".

"Hoy es es un día histórico, estamos viviendo tiempo de Pachakuti (noveno gobernante del estado Inca), Pacha quiere decir equilibrio y Kuti retorno; entonces trabajamos con políticas de cambio y necesitamos consolidar nuestra revolución política y cultural, una revolución en la producción y en la justicia", sostuvo el Mandatario boliviano en la ceremonia ancestral preparada en las ruinas precolombinas de Tiawanaku, la civilización con mayor data del hemisferio sur.

"Ahora no solamente somos millones culturalmente como lo dijo nuestro hermano Túpac, sino que somos millones electoralmente en estos tiempos, y la victoria nos pertenece", dijo Morales al recordar la histórica frase de Túpac Katari, líder del levantamiento indígena en Bolivia: A mí solo me matarán..., pero mañana volveré y seré millones.

Morales también dijo que en el mundo somos miles de colores, en un mismo planeta, "por eso hermanos que la Pachamama nos ilumine y nos guíe en este camino de construcción de una vida diferente y plena de felicidad, armonía y hermandad".

Morales lució un traje con elementos provenientes de las culturas inca, aymara y quechua. El Unku está tejido de lana de vicuña, adornado con un pectoral de una aleación de oro, cobre y plata, que "tiene la finalidad de absorber las energías" de la naturaleza.

El chu'cu, una gorra de cuatro puntas, ornada de oro, "sirve para absorber la energía del cosmos" y representa los cuatro suyos o regiones del Tawantinsuyo y los cuatro puntos cardinales, y "dotará al mandatario de equilibrio y ecuanimidad".

Decenas de yatiris o curanderos andinos hicieron limpias a Morales, en un total de cinco ceremonias, que tienen la finalidad de alejar las malas energías y convocar a las buenas.

Morales recibió un cetro llamado Tupa, que le confiere el liderazgo de los pueblos indígenas. También simboliza el equilibrio perfecto entre la autoridad terrenal y espiritual.

Tiwanaku es la capital de una de las culturas más longevas de América del Sur.

La ceremonia oficial de investidura se realizará en el Congreso boliviano en La Paz el jueves, al que asistirán entre cinco y seis mandatarios y delegaciones de unos 40 países.

AG / PMNEWS